Manejo económico sustentable

Escrito por Editor Visto: 678

De manera general, el concepto de desarrollo está asociado al aumento de bienestar individual y colectivo. Tradicionalmente éste ha sido medido a través de indicadores económicos y políticos ligados al proceso de mayor o menor crecimiento económico y redistribución de la riqueza;

asimismo, ha sido vinculado con el nivel de industrialización, lo que ha determinado una categorización en países "desarrollados" o "en vías de desarrollo". A fines de los setenta se integró la dimensión social del desarrollo, aunque siempre privilegiando lo económico. Sin embargo, en la década del ochenta se presenció el estancamiento y retroceso del bienestar en gran parte de la humanidad (Bifani, 1994).

Y es que medir el desarrollo priorizando los parámetros económicos no necesariamente deja ver el nivel colectivo de bienestar, pues deja de lado una serie de variables que son parte de lo cotidiano y que condicionan la calidad de vida.

En este sentido lo ambiental tampoco ha sido considerado, a pesar de que está comprobado que hay una correlación entre el deterioro ambiental y los niveles de pobreza. El informe de la Comisión Mundial sobre Medio Ambiente reconoce que la pobreza es la mayor causa y efecto de los problemas ambientales.

Preparación de tierra para la siembra:

Antes de iniciar con la siembra, se debe realizar la escogencia del cultivar, el cual va a depender del tipo de suelo, el clima, la densidad y el arreglo de siembra a utilizar.

El material de propagación que han utilizado con mayor frecuencia es el cormo o semilla convencional, sin embargo en los últimos años, se ha incrementado el uso de material proveniente del cultivo IN VITRO (meristemo) o rebrotes obtenidos de este material, los cuales son muy utilizados en siembras nuevas y renovación de plantaciones, aspectos que se enfocara posteriormente.

En terrenos planos o con pendientes moderadas que no excedan el 10%, puede utilizarse el sistema de siembra cuadrado, rectangular, triangulo, o el doble surco en triangulo, siendo estos dos últimos los mas recomendados.

Si la pendiente de terreno es menos pronunciada, igual o mayor del 25%, la siembra hay realizarla curvas de nivel para proteger el terreno de la erosión.

Preparación del terreno.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar